El General Antonio Paredes

Extraordinaria imagen de 1899 que capta el despacho del general valenciano Antonio Paredes, comandante de la Guarnición de Puerto Cabello, leal al presidente Ignacio Andrade.  Paredes fue el último militar en resistir bizarramente a las fuerzas de la Revolución Restauradora de Cipriano Castro, hasta literalmente quedarse sin municiones. Finalmente ofreció capitular, pero Castro envió a uno de sus ayudantes colombianos, el general Benjamín Ruiz, quien simulaba ser venezolano, pero el general Paredes descubrió el truco, apresó a Ruiz y amenazó con fusilarlo con las  últimas balas que le quedaban, por lo que Castro apresuradamente envió unos oficiales venezolanos para que aceptaran la rendición de Antonio Paredes.

Paredes era descendiente de conquistadores españoles y héroes patriotas de la independencia, y era un militar que anteponía su honor a cualquier cosa. Había recibido una esmerada educación, era políglota y tradujo del francés y del alemán varias obras, estudió en una célebre academia militar francesa y escribió varios libros con sus experiencias en las guerras civiles. Fue fusilado por ordenes de Cipriano Castro en uno de los crímenes más abominables de la historia.

En la interesante foto se observan entre otras cosas: el retrato del presidente Ignacio Andrade, tambor, corneta y otros implementos militares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *