Existencia de yacimientos arqueológicos en tierra palavecinense

José Luis Sotillo J.
Cronista parroquial de Agua Viva
aguavivajose@hotmail.com

La ópti­ca ses­ga­da e inclu­so egoís­ta por descono­cer los hal­laz­gos que des­de 1997 se han repor­ta­do sobre el poblamien­to indí­ge­na en los pre­dios del munici­pio Palave­ci­no, pareciera que es la nor­ma por parte de algunos per­son­ajes quizás descono­ci­dos den­tro del espec­tro de la cotid­i­an­idad cul­tur­al de esta local­i­dad. Estu­dios que de man­era ade­lan­ta­da hemos hecho sobre este tema, y en los cuales se ha difun­di­do en la propia pren­sa regional.

La primera apari­ción en el año 2005, de una osa­men­ta mor­tuo­ria y de mate­ri­ales uti­liza­dos en el rit­u­al ances­tral de ori­gen pre­his­páni­co, que sepa yo, fueron repor­ta­dos y local­iza­dos por algunos lugareños, los cuales al momen­to de abor­dar el hal­laz­go de data históri­ca, se lev­an­tó todo un reg­istro e inclu­so abor­da­je cuida­doso de extrac­ción de dicho enter­ramien­to. A car­go del equipo téc­ni­co del Museo Antropológi­co de Quí­bor, J.M. Crux­ent; con el apoyo y el acom­pañamien­to de los cro­nistas par­ro­quiales de Cabu­dare y Agua Viva.

Recuer­do que en esos tiem­pos el ami­go Darío Pérez, quien hab­it­a­ba en un sec­tor muy cer­cano a las fal­das de las ser­ranías del Tere­paima; fue la per­sona que en aque­l­los años nos sum­in­istró los datos de aquel curioso caso, por haberse topa­do con una extraña osa­men­ta cubier­ta de frag­men­tos o peda­zos de losa.

Luego de haber eval­u­a­do y lev­an­ta­do el estu­dio de aque­l­la figu­ra, se diag­nos­ticó una posi­ble data cronológ­i­ca entre el 700 después de Cristo y el perío­do de con­tac­to; es decir entre 1500 y 1600 años de nues­tra era cristiana.

En el caso par­tic­u­lar que nos atañe hemos empren­di­do, tiem­po atrás, toda una cam­paña por con­sol­i­dar un espa­cio que per­mi­ta preser­var y exhibir, dichas piezas de ori­gen pre­his­páni­co con el apoyo de incues­tion­ables antropól­o­gos de la tal­la de Félix Alber­to Gil y en una ocasión del arqueól­o­go y cro­nista morandi­no Pedro Pablo Linarez.

Por necesi­dad y por el mate­r­i­al local­iza­do, pro­pusi­mos que se insta­lará en la emblemáti­ca pero hoy der­rui­da Quin­ta de Sil­va Uzcategui o cono­ci­da casa rosa­da de Agua Viva. Lam­en­ta­ble­mente la poca com­pren­sión y el aban­dono por parte de la actu­al admin­is­tración munic­i­pal del proyec­to de restau­ración ini­ci­a­do en la pasa­da gestión, tronchó la posi­bil­i­dad cier­ta de que Agua Viva tuviese un pun­to de con­cur­ren­cia y ref­er­en­cia sim­i­lar a otros dig­nos espa­cios, que sobre estos temas exis­ten en nues­tra región.

Local­ización de yacimien­to mor­tuo­rio en la ser­ranía de Tere­paima. Año 2014

Puntos, data y existencia 
de cementerios Indígenas

Des­de el entonces nues­tra per­se­ver­ante inda­gación en esta mate­ria, ha sido una con­stante, inclu­so insti­tu­ciones espe­cial­is­tas del tema cómo el Insti­tu­to del Pat­ri­mo­nio Cul­tur­al (IPC), tienen conocimien­to de estas local­iza­ciones por el cúmu­lo de infor­ma­ción apor­ta­da por nues­tra ofic­i­na, e inclu­so en otras zonas geográ­fi­cas difer­entes pero que igual cor­re­spon­den al munici­pio Palavecino.

Hipotéti­ca­mente de acuer­do con la apre­ciación del espe­cial­ista antropól­o­go Félix Gil, esta primera osa­men­ta extraí­da en zonas de Palave­ci­no en el 2005, pud­iese cor­re­spon­der a una tribu abori­gen asen­ta­da en esta zona del Cen­tro-Occi­dente vene­zolano, pre­sum­i­ble­mente Ajagua, Caque­tio o Cui­ba; car­ac­ter­i­za­do según informe, en el esti­lo cerámi­co Tier­roide o tier­ra de los indios.

Ya son más de diez pun­tos de nues­tra amplia geografía palaveci­nense, donde exis­ten ves­ti­gios claros de civ­i­liza­ciones antiguas que dela­tan el pasa­do; antes del perío­do de con­tac­to, de nue­stros prim­i­tivos pobladores.

Con hon­da pre­ocu­pación debo denun­ciar que el ambi­cioso proyec­to de recu­per­ar la Quin­ta de Agua Viva dis­pues­ta ini­cial­mente para este obje­ti­vo se par­al­izó, sin ten­er claro su des­ti­no. Y mien­tras tan­to en años recientes local­izamos muy cer­ca de Agua Viva, otra osa­men­ta acom­paña­da de abun­dante mate­r­i­al cerámi­co; sien­do este caso un ele­men­to inédi­to, según pal­abras del antropól­o­go Félix Gil, ya que la local­ización en nada es sim­i­lar a los nive­les están­dares de enter­ramien­tos arque­ológi­cos, donde usual­mente se ubi­can entre los 80 cmts o 3mts; según la clasi­fi­cación de estu­dios arqueológicos.

Tiestos de la fase boule­vard o San Pablo, local­iza­dos en el Valle del Río Claro. Con una data cronológ­i­ca  entre 300 después de Cristo a 600 años D.C. Año 2017

En el caso de esta otra local­ización cer­cana al sitio de Agua Viva, jus­to en pre­dios del Valle del Río Claro, fue con­segui­da en el año 2017, a 8 met­ros de pro­fun­di­dad trayen­do asom­bro en el exper­to de la mate­ria; además el enter­ramien­to poseía abun­dante mate­r­i­al de cerámi­ca cor­re­spon­di­ente al esti­lo cerámi­co Boule­vard o esti­lo San Pablo, con una data cronológ­i­ca que la ubi­can entre el 300 después de Cristo a 600 años D.C. Lo cual posee un ver­dadero val­or de estu­dio para la antropología.

Se pudo apre­ciar que dicha osa­men­ta fue colo­ca­da enci­ma de una capa refi­na­da de are­na, como parte quizás de un rit­u­al de prác­ti­ca funer­aria ances­tral, o capa intru­si­va, capa de tier­ra traí­da de otro sitio.

Excavación y local­ización a 8 met­ros de pro­fun­di­dad, de un yacimien­to mor­tuo­rio de ori­gen pre­his­páni­co cer­ca de Agua Viva. Año 2017

Asimis­mo, en otro orden, se han vis­to entier­ros con esta capa de are­na refi­na­da en Quí­bor Sicarigua; entre otros lugares. Tratamien­to funer­ario muy par­tic­u­lar rela­ciona­do con el tema indí­ge­na, pre­sente en sitios arque­ológi­cos rela­ciona­dos con la etnia caque­tía, Gay­ona, Quibu­re, Humo­caro, de acuer­do con los hal­laz­gos de la época en sitios arque­ológi­cos explo­rados en su momento.

Curioso fue obser­var los 8 met­ros, en tres nive­les de estrat­i­fi­cación de tier­ra: una primera capa de tier­ra, otra de granzón y por últi­mo una capa de 3 met­ros de tier­ra firme por deba­jo de las ante­ri­ores; lo cual deduci­mos que en algún momen­to en esta zona del valle ocur­rió un com­por­tamien­to alu­vial, que nos debe aler­tar e invi­tar a pro­fun­dizar un estu­dio min­u­cioso de esta zona. 

Mien­tras tan­to, sien­to que la his­to­ria de Palave­ci­no se está muti­lan­do e igno­ran­do. Será has­ta otra próx­i­ma entre­ga espero que dicho bal­ance pue­da aler­tar, sin ningún ses­go, a nues­tras autoridades.

CorreodeLara

Esᴛᴀ́ ᴜsᴛᴇᴅ, ᴅɪsᴛɪɴɢᴜɪᴅᴏ ʟᴇᴄᴛᴏʀ, ᴇɴ ᴛᴇʀʀɪᴛᴏʀɪᴏ ᴅᴇ ʜɪsᴛᴏʀɪᴀ, ᴅᴇ ʜᴏᴍʙʀᴇs ᴄɪᴠɪʟɪsᴛᴀs, ʏ sᴏʙʀᴇ ᴛᴏᴅᴏ, ᴅᴇ ɢʀᴀɴᴅᴇs ᴀᴄᴏɴᴛᴇᴄɪᴍɪᴇɴᴛᴏs ϙᴜᴇ ᴍᴀʀᴄᴀʀᴏɴ ᴜɴ ʜɪᴛo

6 comentarios en «Existencia de yacimientos arqueológicos en tierra palavecinense»

  • el 5 septiembre, 2021 a las 5:02 pm
    Enlace permanente

    Como siem­pre infor­ma­ción impecable..
    Gra­cias José Luis Sotil­lo por man­ten­er­nos infor­ma­dos sobre las cosas bue­nas de la par­ro­quia Agua Viva.

    Respuesta
    • el 7 septiembre, 2021 a las 3:55 am
      Enlace permanente

      Muy intere­sante el tema si en oca­siones descono­ce­mos la his­to­ria de donde vivi­mos debe­mos pro­fun­dizar más y no sólo vivir si no estu­di­ar donde se vive así las his­to­rias sean leyen­das urbanas o real­i­dades puedan ser con­tadas de gen­eración en gen­eración y no dejar morir la his­to­ria y si en nues­tra agua viva aún abra aún más his­to­ria por encon­trar y nar­rar de verás te felic­i­to por tu tra­ba­jo con­tinúa así que por per­sonas como ust­ed es que la his­to­ria no se ve perdida

      Respuesta
      • el 20 septiembre, 2021 a las 5:58 pm
        Enlace permanente

        Gra­cias por tu opor­tuno comen­tario, una vez más tu opinión nos invi­ta a seguir escribiendo.

        Respuesta
    • el 20 septiembre, 2021 a las 5:59 pm
      Enlace permanente

      Con­tento estoy ami­go mío, por haber deja­do tu opinión, y te hayas nutri­do de su lectura.

      Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *