Jacinto Lara, héroe de Corpahuaico

 

Juan José Peralta
Periodista


En el rebullicio que se formó en Caracas aquel 19 de abril de 1810, dos personajes de importancia singular en nuestra historia, estuvieron de principio a fin en la gesta de independencia iniciada aquel día. Allí en la plaza estaba un adolescente de quince años llamado Antonio José de Sucre.

El otro personaje era un caroreño de 32 años llamado Juan Jacinto Lara, quien ya formaba parte de la Sociedad Patriótica. Lara nació en Carora el 28 de mayo de 1778 –este jueves se cumplen 237 años de su natalicio – y se dedicaba a llevar ganado desde los llanos a Caracas. Vinculado a los jóvenes patriotas de la capital se incorporó a la lucha por la independencia. Ambos, Sucre y Lara, terminarían juntos en la decisiva batalla de Ayacucho.

Después de los sucesos del 19 de abril, Lara se incorporó a las milicias y combatió a las órdenes del generalísimo Francisco de Miranda y en 1813 acompañó a Simón Bolívar en la Campaña Admirable. También combatió al lado de los grandes líderes patriotas, Rafael Urdaneta, José Antonio Páez y Manuel Piar.

Su más destacada actuación militar fue en la Campaña del Sur, donde combatió bajo el mando de Sucre en Junín y Ayacucho. En Corpahuaico con su astucia y valentía salvó al ejército patriota.

El 26 de enero de 1827 a Lara lo arrestan en Lima, donde comandaba la división colombiana auxiliar del Perú, al triunfar allí una conspiración contra Bolívar y su gente, promovida por el vicepresidente de la Gran Colombia, Francisco de Paula Santander y lo expulsaron a Colombia. De regreso a Venezuela fue Intendente y Comandante General del Departamento del Zulia y en 1828 Comandante General del Departamento del Orinoco.

Después de la división de la Gran Colombia se retiró a la vida privada, aunque en 1843 aceptó la gobernación de su provincia natal, Barquisimeto, cargo que ejerció con probidad por cuatro años.

Lara se caracterizó por su lealtad a toda prueba al Libertador Simón Bolívar y su sueño de la Gran Colombia. También fue leal al mariscal Sucre.

El 25 de febrero de 1859, con 81 años de edad, Lara murió en Barquisimeto y desde 1911 sus restos están en el Panteón Nacional. Posteriormente su entidad natal fue bautizada con el nombre del héroe Jacinto Lara.

Write a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *