La Inmaculada Concepción dentro de la Plaza Mayor de Barquisimeto

Omar Garmendia
Cronista y escritor

En 1779 el catalán obispo de Venezuela doctor Mariano Martí realizó una visita pastoral a la ciudad de Barquisimeto, llegando a esta el 8 de marzo a las 7 de la mañana, procedente de Bobare, permaneciendo 103 días en la región, hasta el 17 de junio, cuando debió seguir hacia Caracas por motivos de salud. En esta visita, el obispo Martí produjo significativas informaciones sobre Barquisimeto anteriores al terremoto de 1812


En estos incues­tion­ables escritos del obis­po Martí rel­a­tivos a su visi­ta a Bar­quisime­to en el siglo XVIII, una de esas infor­ma­ciones con­tenidas en ellos se refiere a las dis­tan­cias exis­tentes entre la igle­sia par­ro­quial de La Con­cep­ción y los demás tem­p­los. En base a estas dis­tan­cias, el cro­nista Ramón Querales (2014) deter­mi­na como una teoría alter­na­ti­va que el tem­p­lo de La Con­cep­ción habría esta­do no en el sitio actu­al como se le conoce des­de siem­pre, sino en la cuadra ante­ri­or, es decir hacia el este. Sin embar­go, la doc­u­mentación exis­tente en torno a esta situación del tem­p­lo desvirtúa lo afir­ma­do por Querales.

Veamos esas dis­tan­cias referi­das por el obis­po Martí:

  1. El con­ven­to de San Fran­cis­co: “Esta edi­fi­ca­do este Con­ven­to a dis­tan­cia de tres cuadras de la Igle­sia Par­ro­quial de dicha Ciu­dad de Bar­quisime­to a la parte de Oriente…”.
  2. Tem­p­lo de Nues­tra Seño­ra de La Paz: “Esta edi­fi­ca­da esta Igle­sia Fil­ial a dis­tan­cia de qua­tro o cin­co cuadras de la supradicha Igle­sia Par­ro­quial de Bar­quisime­to a la parte del Poniente…”.
  3. Tem­p­lo de Alt­a­gra­cia: “Esta edi­fi­ca­da esta Igle­sia Fil­ial dis­tan­cia de qua­tro o cin­co cuadras de la supradicha Igle­sia Par­ro­quial de la Ciu­dad de Bar­quisime­to a la parte del Norte con dec­li­nación al Ori­ente”.
  4. Hos­pi­tal de San Lázaro: “Esta edi­fi­ca­do este Hos­pi­tal en una Esquina de la Plaza Prin­ci­pal de dicha Ciu­dad de Bar­quisime­to a dis­tan­cia de una cuadra, poco más de su Igle­sia Par­ro­quial acia el Poniente…” (Querales, R. 2014, referi­do en Doc­u­men­tos rel­a­tivos a su visi­ta pas­toral de la Dióce­sis de Cara­cas (1771–1784), volúmenes II, 1988, pp. 70–87, IV, pp. 286–297, V, pp. 312–315 y VI, pp. 381–397 de 1989).
Tem­p­lo de la Inmac­u­la­da Con­cep­ción de Barquisimeto

Si obser­va­mos con deten­imien­to y apli­camos en la actu­al­i­dad estas mediciones de dis­tan­cias ano­tadas por el obis­po Martí entre igle­sia La Con­cep­ción (calle 26 esquina suroeste de la car­rera 16) y los otros tem­p­los de la ciu­dad, vemos que no se cor­re­spon­den con la real­i­dad. La Paz no está a cua­tro cuadras sino a tres; has­ta la San Fran­cis­co no hay tres, sino cua­tro; La de Alt­a­gra­cia no está a cua­tro o cin­co cuadras, sino de cin­co a seis. El hos­pi­tal de San Lázaro no está ubi­ca­do a una cuadra, sino en la esquina diag­o­nal a la Concepción.

En base a estos datos se podría inferir que para la época del obis­po Martí, la igle­sia de La Con­cep­ción estaría no en el sitio de su actu­al emplaza­mien­to, sino a una cuadra más hacia el este, en la man­zana com­pren­di­da entre las car­reras 15 y 16 y las calles 24 y 25, es decir “detrás” del actu­al tem­p­lo y las mediciones de las dis­tan­cias habrían de hac­erse des­de la facha­da del templo.

Este espinoso asun­to se resuelve si se colo­ca al tem­p­lo de La Con­cep­ción den­tro de la man­zana de la Plaza May­or. Vemos así que todas las dis­tan­cias referi­das por el obis­po Martí con­cor­darían con lo dicho en su informe. Se deduce entonces que la Plaza May­or de Bar­quisime­to quedaría en la cuadra com­pren­di­da entre las car­reras 15 y 16 y las calles 25 y 26. Parte de ese ter­reno de la Plaza May­or es el que hoy vemos frente al edi­fi­cio del Museo de Bar­quisime­to, car­rera 15 de por medio, entre calles 25 y 26.

Asimis­mo, se col­ige que la igle­sia siem­pre estu­vo en el mis­mo sitio y su recon­struc­ción se hizo sobre los viejos cimien­tos de la mis­ma. Para ello, se asume que las dis­tan­cias suscritas por el obis­po Martí habrían sido medi­das no des­de la facha­da prin­ci­pal del tem­p­lo como podría supon­erse (en la actu­al calle 26 entre car­reras 15 y 16), sino, prob­a­ble­mente, des­de el altar may­or, o, en su defec­to, des­de el cemente­rio, que qued­a­ba en la parte pos­te­ri­or y adosa­do al tem­p­lo, del cual forma­ba una sola unidad y se encon­tra­ba en desu­so, con un osario en el cen­tro Si es así, entonces, todas las dis­tan­cias a los tem­p­los men­ciona­dos por el obis­po con­cor­darían con los actuales emplaza­mien­tos: Nues­tra Seño­ra de La Paz a tres cuadras; San Fran­cis­co a cua­tro cuadras; Alt­a­gra­cia de cin­co a seis cuadras. El hos­pi­tal de San Lázaro en la esquina diag­o­nal a La Concepción.

De acuer­do con Altez (2005) existe un plano del 1° de sep­tiem­bre 1801, local­iza­do en el Archi­vo Gen­er­al de la Nación (AGN), (Sec­ción Gas­tos Públi­cos, Tomo X, Reparación de la Igle­sia Par­ro­quial de Bar­quisime­to, folio 237 r), donde se mues­tra la locación y plan­ta del antiguo edi­fi­cio de la igle­sia La Con­cep­ción, den­tro de los límites del ter­reno cor­re­spon­di­ente a la Plaza May­or, lo que demues­tra que el tem­p­lo de La Con­cep­ción estu­vo donde has­ta hoy ha per­maneci­do siempre. 

                               


 

Plano que mues­tra la situación de la igle­sia par­ro­quial La Con­cep­ción den­tro del espa­cio de la Plaza May­or y hacia el este (aba­jo) la man­zana donde se proyec­taría la con­struc­ción de la nue­va igle­sia. 1° de sep­tiem­bre de 1801 (en Altez, op. cit. p. 82)

 

 

 

 

 

Luego de años de delib­era­ciones, en 1818 se libró un decre­to fir­ma­do por Manuel Vicente de Maya en 3 de abril de 1818 (AGN, Sec­ción Gas­tos Públi­cos, Tomo X, Reparación de la Igle­sia Par­ro­quial de Bar­quisime­to, folios 318 v‑319 v. en Altez, op.cit.), que orden­a­ba recon­stru­ir la igle­sia par­ro­quial de la Con­cep­ción en el mis­mo lugar donde siem­pre había esta­do. Fin de la dis­cusión. No obstante, las fun­ciones par­ro­quiales debían ser asum­i­das en lo que sería el nue­vo tem­p­lo de San Fran­cis­co, lev­an­ta­do en el mis­mo lugar donde esta­ba, todavía en recon­struc­ción des­de sus cimientos.


REFERENCIAS
Altez, Roge­lio. (2005). Los sis­mos del 26 de mar­zo de 1812 en Venezuela: nuevos aportes y evi­den­cias sobre estos even­tos. Boletín Téc­ni­co, 43(2), 11–34. Recu­per­a­do en 19 de abril de 2018, de http://www.scielo.org.ve/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0376-723X2005000200002&lng=es&tlng=es.
Querales, Ramón (2014). 1810–1830: Prin­ci­pio y fin de Colom­bia en Bar­quisime­to. Cara­cas: Fon­do Edi­to­r­i­al IpasMe.

CorreodeLara

Esᴛᴀ́ ᴜsᴛᴇᴅ, ᴅɪsᴛɪɴɢᴜɪᴅᴏ ʟᴇᴄᴛᴏʀ, ᴇɴ ᴛᴇʀʀɪᴛᴏʀɪᴏ ᴅᴇ ʜɪsᴛᴏʀɪᴀ, ᴅᴇ ʜᴏᴍʙʀᴇs ᴄɪᴠɪʟɪsᴛᴀs, ʏ sᴏʙʀᴇ ᴛᴏᴅᴏ, ᴅᴇ ɢʀᴀɴᴅᴇs ᴀᴄᴏɴᴛᴇᴄɪᴍɪᴇɴᴛᴏs ϙᴜᴇ ᴍᴀʀᴄᴀʀᴏɴ ᴜɴ ʜɪᴛo

Un comentario en «La Inmaculada Concepción dentro de la Plaza Mayor de Barquisimeto»

  • el 18 agosto, 2020 a las 8:26 am
    Enlace permanente

    Exce­lente aporte a la his­to­ria local siem­pre estu­vi­mos con­ven­ci­dos que la igle­sia per­maneció siem­pre en el mis­mo sitio, por lo sigu­iente, la plaza nun­ca cam­bió de lugar y la igle­sia tam­poco ya que en la opor­tu­nidad que se solic­itó no le fue aproba­da o nun­ca tuvo respues­ta, por otro lado el cemente­rio es quizás la prue­ba mas feha­ciente de la inamo­bil­i­dad de la igle­sia ya que la descrip­ción que el obis­po hace del cemente­rio rev­ela que la estruc­tura de dicho cemente­rio es la mis­ma que tiene actual­mente resul­tan­do que las habita­ciones de la actu­al casa cur­al cor­re­spon­den a las que se uti­liz­a­ban para guardar los imple­men­tos y her­ramien­tas y obje­tos de las cofra­dias solo se ha agre­ga­do los corre­dores con sus colum­nas y baran­das excep­to las colum­nas cuadradas del corre­dor inmedi­a­to a la sac­ristía al cual se le agre­garon dos colum­nas posi­ble­mente debido a la ampliación de la igle­sia orde­na­da por el obis­po Martí, la con­fusión en la ubi­cación del hos­pi­tal se debe quizás a que lo que esta­ba mas hacia el este era la capil­la de N.S. de los Desam­para­dos que se veía como una con­struc­ción dis­tin­ta del hos­pi­tal lo que debió lle­var a un obser­vador des­de la igle­sia a ver el hos­pi­tal mas hacia el oeste, en el libro de Mc Pher­son reseña que la Cruz de Elvi­ra de Aguirre con los restos traí­da por los veci­nos al mudarse a la alti­plani­cie per­maneció en la plaza cer­ca del cemente­rio ya que por razones obvias para aque­l­la época no fue enter­ra­da den­tro del cemente­rio y per­maneció allí según E
    l has­ta 1856 cuan­do fue desmon­ta­da y lle­va­da a Los Ras­tro­jos por el Pbro. José Macario Yépez

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *