Eduardo Ortiz, fundador del primer periódico de Cabudare

Yolanda Aris
Cronista Oficial del Municipio Palavecino                    

Nació en Cabudare, posiblemente en el caserío Chorobobo donde su padre tenía una hacienda de caña. Fueron sus padres el Coronel Marcos Ortiz y Juana Agüero, era  hermano de Ignacio Ortiz. Fue abogado graduado en 1856 y general liberal que participó en la Guerra Federal. Murió en Curazao, en 1888, donde estaba exiliado, por diferencias con los que gobernaban para el momento.

 

 


Doctor Eduardo Ortíz Agüero, retrato al carbón realizado por el historiador José Ramón Brito Calles, 1968

 

 

 

 

 

Al finalizar la Guerra Federal y asumir la presidencia de Venezuela el General Juan Crisóstomo Falcón en 1864, el General Nicolás Patiño fue electo Presidente del entonces, Estado Barquisimeto y Cabudare fue designada capital del mismo. Eduardo Ortiz fue nombrado por Patiño como Secretario de Gobierno y Guerra, ocupando ese cargo durante todo su gobierno  hasta 1868.

Además de ejercer como abogado en Cabudare y Barquisimeto, fue escritor y periodista. Fundó en Cabudare El Cóndor de Terepaima, el primer periódico que tuvo esa ciudad y que circuló entre 1865 y 1868, cuando fue capital del Estado Barquisimeto.

Fue su redactor junto al General Tomás Pérez y allí se informaba sobre las obras del gobierno federal. Al triunfar la Revolución Azul liderada por los Monagas, fueron depuestos los gobernantes liberales, entre ellos Nicolás Patiño; la capital fue mudada a Barquisimeto y la imprenta también, y el periódico desapareció. Su padre Marcos Ortiz había sido fundador del periódico caraqueño El Venezolano.

En julio de 1849, su padre le otorgó un poder para que le administrara sus bienes ubicados en Caracas, Valencia, Quíbor y Cabudare. En esta última ciudad sus propiedades las había administrado Simón Planas.

Próspero propietario de tierras

Eduardo Ortiz fue también un próspero hacendado que se dedicó a la agricultura y ganadería. Dueño de una serie de propiedades en el Departamento Terepaima (hoy Municipio Palavecino) y en el Distrito San Marcos (hoy Parroquia José Gregorio Bastidas).

Entre ellas podemos señalar, la Hacienda Chorobobo que la heredó de su padre, Marcos Ortiz; la cual  contaba con 40 tablones de caña dulce, 15 mil matas de café, varios conucos de siembra de yuca, tabaco, cambures y otros frutos, un edificio para trapiche con máquina de seis fondas de cobre para la elaboración de papelón, un edificio para alambique con todo lo necesario para la fabricación de aguardiente, una casa grande amoblada con caballeriza, una casa para pulpería con mostradores, bueyes, caballos, mulas y asnos, y carretas entre otros bienes.

Su padre, Marcos Ortiz, quien falleció en 1854, había recibido en 1817, la Hacienda Chorobobo en condición de Haberes Militares, como producto de la expropiación de los bienes de Juan de Amaral. (Confiscación de bienes propiedad de defensores del régimen español- Ley del 10 octubre de 1817 y Ley de 1821 sobre confiscación de Haberes Militares)

Iglesia San Juan Bautista de Cabudare

Eduardo Ortiz, tenía también, una posesión contigua a esa hacienda con 20 tablones de caña dulce, plantas de café, árboles frutales y frutos menores, dos casas cubiertas de paja y corredores de tejas y un rancho de paja para habitación de los mayordomos.

Adquirió además posesiones de tierras con cultivos de caña dulce, café y otros frutos menores, con trapiches y alambique en el Taque, Chorobobo y Cabudare.

También era dueño de un terreno inculto (no en producción) cercado con malla a orillas del río Turbio;  otro en la misma situación en el sitio de las Jaguas; y otro terreno que compró a Carlos Mujica que tenía un horno de tejas; una casa que compró a Isabel Medina y la mitad de esa  posesión cultivada con café.

En Cabudare era dueño de siete casas con techos de tejas, ubicadas tanto en el Distrito San Juan Bautista, como en el Distrito San Rafael. (Hoy Cabudare). Una de ellas contigua a la plaza pública, y otra que servía de depósito de los frutos de la Hacienda Chorobobo. Además tenía una casa en Barquisimeto cerca de la iglesia La Concepción.

En 1868, Eduardo Ortiz cedió en arrendamiento varias propiedades entre ellas la hacienda  Chorobobo a  José Ruperto Monagas, hijo del General José Tadeo Monagas, por 3.100 pesos, la cual tenía varias casas, un alambique y espacios sembrados de café y caña de azúcar, como ya se ha señalado.

En el puente San Nicolás en Cabudare, que lleva ese nombre por el General Nicolás Patiño, que fue construido durante su administración como presidente del estado Barquisimeto entre 1865 y 1868, hay una placa que dice: Eduardo Ortiz. Doctor en Jurisprudencia i General de División. Honor á sus esfuerzos por el progreso, a su patriotismo acrisolado, a su actitud y constancia. 1865.

 

 

Lea también: El Cóndor de Terepaima fue el primer periódico de Cabudare 


Fuentes consultadas
Documentales
Libro de protocolos de Cabudare. 1868.
Bibliográficas
Mac.Pherson, Telasco. Diccionario del estado Lara. Histórico, Geográfico,  Estadístico y Biográfico. Biblioteca de Autores Larenses. No. 3. Ediciones Presidencia de la República. Caracas, 1981. 558  p.
Hemerográficas
Brito, José Ramón. Semblanzas de Cabudareños Ilustres. p. 12. Boletín del Centro de Historia Larense. Enero-junio-1987. Barquisimeto. 67 p.
Chorobobo, conflictos por la tierra 1839-1840. Parte 1. El Cronista. Cabudare, 6 al 13 de marzo 1993. Año 3 No. 123. p. 8.

 

CorreodeLara

Esᴛᴀ́ ᴜsᴛᴇᴅ, ᴅɪsᴛɪɴɢᴜɪᴅᴏ ʟᴇᴄᴛᴏʀ, ᴇɴ ᴛᴇʀʀɪᴛᴏʀɪᴏ ᴅᴇ ʜɪsᴛᴏʀɪᴀ, ᴅᴇ ʜᴏᴍʙʀᴇs ᴄɪᴠɪʟɪsᴛᴀs, ʏ sᴏʙʀᴇ ᴛᴏᴅᴏ, ᴅᴇ ɢʀᴀɴᴅᴇs ᴀᴄᴏɴᴛᴇᴄɪᴍɪᴇɴᴛᴏs ϙᴜᴇ ᴍᴀʀᴄᴀʀᴏɴ ᴜɴ ʜɪᴛo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *